Usted No Puede Encontrar Lo Que No Busca: Delta Hace Que Las Pruebas Sean Aún Más Críticas

En nuestro blog imperdible sobre la variante Delta de COVID-19, analizamos la contagiosidad de la variante y cómo se ven afectadas las pruebas y las vacunas.

Liz Ruark
delta

La variante Delta del SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, es al menos el doble de contagiosa de lo que solía ser el virus original. El panorama de COVID-19 ha cambiado

¿Qué significa eso para todos nosotros?

Para responder a esa pregunta, comencemos mirando una medida llamada R0. El R0 le dice la probabilidad de cuántas personas es probable que sean infectadas por una persona con COVID-19; es una medida de cuán transmisible es el virus. El SARS-CoV-2 original o "tipo salvaje" tenía un R0 de aproximadamente 2.5: En promedio, una persona que tenía la enfermedad contagiaría a 2.5 personas. La variante Delta tiene un R0 de entre 5 y 8. (¡Vaya!) Este diagrama muestra visualmente lo que significa, y esto, simplemente asumiendo la transmisibilidad mínima de Delta:

Comparison of Contagiousness

Dado que una persona infectada ahora puede infectar a tantas personas, es aún más crítico encontrar y aislar a esas personas lo más rápido posible. La forma de encontrarlos es mediante la prueba del virus, porque muchos de ellos son contagiosos incluso antes de saber que están enfermos.

Por cierto, si le preocupa saber si las pruebas actuales de COVID-19 pueden detectar casos de la variante Delta, no lo haga. Los CDC y los fabricantes de pruebas vigilan de cerca ese tipo de cosas y han confirmado que las pruebas continúan funcionando. (Las pruebas actuales de COVID-19 sin embargo, no le dirán qué variante del virus tiene – eso es algo aparte).

¿Y sabe qué funciona más todavía contra la variante Delta? Vacunas. Sí, usted ha escuchado que las personas completamente vacunadas aún pueden infectarse con Delta; probablemente conozca a alguien que lo haya estado. Eso sucede por dos razones: 1) Cuanto mayor sea el porcentaje de personas vacunadas en una población, más probable es que alguien que se infecte haya sido vacunado, y 2) las vacunas son un poco menos efectivas para prevenir la infección con Delta de lo que eran contra las variantes anteriores.

PERO: Las personas vacunadas que contraen COVID-19 tienen muchas menos probabilidades de enfermarse gravemente o morir que las personas no vacunadas. A mediados de julio, cuando incrementaba el contagio de Delta, el 97 % de las personas hospitalizadas con COVID-19 no estaban vacunadas.

Las vacunas no son un campo de fuerza mágico que hace que sea imposible que se infecte. Es por eso que la práctica de otras medidas de mitigación de COVID-19, especialmente el usar una máscara de alta calidad cuando se está en público en interiores o con grandes grupos de personas, siguen siendo importantes, especialmente ahora que nos enfrentamos a la variante Delta. Por es, la ventilación adecuada de los edificios sigue siendo importante. También por eso, sigue siendo importante usar filtros de aire cuando no es posible una buena ventilación. Así también, es por eso que, las pruebas siguen siendo importantes.

Nadie puede encontrar lo que no busca, y la forma de buscar el virus es haciendo pruebas para detectarlo. El Planificador de Pruebas en el Trabajo le dirá con qué frecuencia debe hacerlo para disminuir la posibilidad de un brote en su organización. Compruébelo hoy mismo.

¿Está buscando pruebas de COVID-19? ¡Visite a nuestros socios! Compare diferentes marcas de prueba en Conéctese para Probar de ASU (Arizona State University) y encuentre suministros de prueba de calidad en Proyecto N95.

Vea más artículos de WhenToTest en:

Vida social Viajes Niños y escuela Trabajo